Return to site

¿Cómo evitar fiestas en mi Airbnb?

· Superhost

¿Eres anfitrión en Airbnb pero tienes miedo de que monten una fiesta en casa? Bienvenido al club. Aunque las probabilidades son bajas, esto pasa. Sin embargo, hay formas de evitarlo. En este post, encontrarás alguna de ellas.

Tanto si ya eres un anfitrión en Airbnb cómo si estás pensando en convertirte en uno te estarás preguntando ¿Qué pasa si alquilo mi casa a un grupo de personas y montan una fiesta loca? El resultado podría ser desastroso: manchas imborrables, mobiliario destrozado y lo que es peor, vecinos descontentos por el ruido. Algo que, sin lugar a dudas, pondría en peligro tu negocio. La buena noticia es que hay formas de reducir las posibilidades de que esto pase. La mala es que es imposible estar 100% seguro de que esto no te vaya a pasar nunca.

1.- Comprueba las redes sociales de tus huéspedes

No hace falta encargar una investigación al mejor detective de la ciudad. Pero revisar los perfiles de tus huéspedes, tanto en Airbnb como en redes sociales no está de más. Si te encuentras con que la persona en cuestión, sólo sube fotos de fiestas bebiendo, fumando… ya sabemos. Lo mejor es mandar un mensaje educado en el que digamos que la vivienda ya no está disponible debido a la visita inesperada de un familiar. Esto puede sonar discriminatorio, quizás esa persona sólo quería pasar un fin de semana tranquilo en la ciudad. Pero al final estamos hablando de tu negocio y seguramente de una parte importante de tu sustento. Y con esto no se juega.

2.- Establece unas normas de casa claras

Uno de los apartados dentro de los ajustes de reserva es “Normas de la Casa”. Aquí puedes seleccionar varios apartados. Uno de ellos es “Se admiten eventos o fiestas”. Asegúrate de tener esta opción desactivada. Además, en el mismo apartado sobre “Normas de la Casa”, puedes incluir “Normas adicionales” como a partir de qué hora “Se ruega silencio” o “no se admite el acceso a personas que estén fuera de la reserva”. No sería la primera vez que alguien reserva una casa e invita a todos sus amigos a una supuesta cena que acaba en fiesta salvaje. Eso sí, si estás empezando en esto de Airbnb, mi consejo es no poner unas normas muy estrictas. Esto podría alejar a posibles huéspedes muy necesarios para conseguir esas reseñas que tanto te hacen falta para seguir consiguiendo reservas. En este artículo puedes encontrar más información sobre cómo utilizar las normas de la casa como herramienta de marketing.

3.- Cuéntales a tus vecinos lo que haces

Uno de los principales motivos por lo que no quieres fiestas en tu casa es para no molestar a tus vecinos. Unos vecinos molestos pueden llegar a acabar con tu actividad en Airbnb. Sobre todo si la regulación en tu ciudad es estricta. Por ello, lo más recomendable es prevenir a tus vecinos más cercanos de lo que haces. Además, facilítales un teléfono de contacto para que, en el caso de haber cualquier tipo de problema puedan contactarte. Es mejor que los vecinos te llamen a ti a que llamen a la policía. Avisando a tus vecinos también evitarás situaciones como la que le sucedió a la nieta de Bob Marley en Estados Unidos. Había reservado un Airbnb en una ciudad en la que tenía un concierto. Los vecinos llamaron a la policía y la retuvieron durante toda la tarde. Una anécdota que si nos paramos a pensar, podría pasarnos a todos.

4.- Instala un detector de sonidos

Aunque en el mercado latino no parece haber ninguna empresa que se dedique a esto expresamente, no es difícil encontrar un detector de sonidos que nos permita medir los decibelios en casa. En Estados Unidos, empresas como NoiseAware se han hecho un hueco en el sector del alquiler vacaciona sólo gracias a estos dispositivos. Se trata de dispositivos que enchufas a los enchufes de por toda tu casa. No te permiten escuchar, pero si superan unos decibelios determinados, te mandan una alerta a tu teléfono móvil. A partir de ahí tienes varias opciones: 1) llamar a tu inquilino, 2) presentarte tú mismo si estas en la ciudad, 3) enviar a alguien de tu confianza, 4) avisar a algún vecino, 5) llamar directamente a la policía. Aunque este último punto parece algo radical no hay que descartarlo, pues tu casa podría estar en peligro de destrucción.

5.- Instala cámaras de seguridad

Coloca cámaras de seguridad al menos en la entrada de tu vivienda. ¡Ojo! No estoy diciendo que espíes a tus huéspedes. Si colocas cámaras en el interior podrías meterte en un lio además de salir en todos los medios. Pero puedes colocar cámaras en el exterior tanto para controlar quien entra y sale de la casa, como para ver si hay alguna actividad sospechosa en los alrededores de tu casa. Una cámara en la entrada será muy efectiva sobre todo cuando tú no puedes dar la bienvenida y tienes algún sistema de entrada con código. Así podrás vigilar la entrada de tus huéspedes y comprobar que realmente son el número de personas que te dijeron que iban a ser. Sin embargo, y a pesar de poder vigilar la entrada, puede que los invitados no deseados lleguen a posteriori y claro, tú no vas a estar todo el rato mirando el teléfono para ver quién entra en la casa.

Cómo hemos visto en este artículo, no hay forma de estar 100% seguros. Pero cómo dijimos al principio, si quieres estar 100% seguro de no tener ningún problema, lo mejor es no dejar entrar a nadie en tu casa, ni si quiera a tu cuñado… Por cierto, si queréis que investigue un poco más y escriba sobre los sistemas de detección de sonido o las cámaras de seguridad, no dudéis en contactarme.

Esperamos que estos pequeños consejos os ayuden a prevenir fiestas inesperadas en vuestro Airbnb. Nosotros, por nuestra parte, os invitamos a suscribiros al blog a través del formulario inferior, a enviarnos todas vuestras preguntas a través del email support@vayoo.com y a probar nuestra aplicación de forma gratuita durante 7 días.

All Posts
×

Almost done…

We just sent you an email. Please click the link in the email to confirm your subscription!

OKSubscriptions powered by Strikingly